domingo, 28 de septiembre de 2008

Crónica Lezo BTT 08

Bueno, pues ya he completado con éxito mi primera marcha con una singlespeed. En resumen: moooola! y mucho además ;-)

Advierto que es un tocho de crónica. Pero como dijo el bueno de Jack el destripador: vayamos por partes. Prontito por la mañana viene Igor a casa a recoger la Rocky y coger el tren que nos llevaría a Rentería, para ir desde allí en bici a Lezo. La verdad es que es curioso ver las dos bicis, de filosofía tan diferente, juntas.
En Rente nos juntamos con Juan Antonio, que en vez de su vieja bici lleva la de su cuñado, pensando que le iba a ir mejor en la marcha, aunque para empezar el freno delantero le ha dejado de ir bien ya en la primera cuesta. En fin, lo arreglamos y a la salida!

Este año, pese al estupendo día que ha salido, se ha notado bastante menos gente en la marcha que en otros años que he estado (unos 340 según la organización). Nos situamos bastante atrás ya que el plan es ir juntos y tranquilos. Dan la salida con puntualidad y en la primera medio-cuesta, aún en las calles del pueblo, a Juanan se le sale la cadena por detrás del cassette. Afortunadamente no rompe nada y en seguida nos reincorporamos a la marcha siguiendo el circuito callejero con bastantes cuestas que ponen para estirar el pelotón y evitar las aglomeraciones cuando empieza el sendero técnico. En esas me encuentro con Morghan (un saludo, que ya se que lees este blog ;-), que también ha engañado a otro colega a probar esto de las marchas de BTT ;-). Juan Antonio e Igor se descuelgan un poco, pero yo como voy sin marchas, sigo mi ritmo para esperarles arriba de las cuestas. Tardan bastante, y es que resulta que también el cambio de platos le va mal. Pues si que estamos buenos! Con lo fácil que es ir sin marchas, jajajajaja ;-D 

Sigo tras el salto...

En fin, en esas llegamos ya a la zona de monte, no sin antes haber visto a unos en el borde de una pista de hormigón con pinta de haberse dado una galleta de las malas, con un tío tumbado con la cara llena de sangre y demás. Ufff... que mal cuerpo se te queda (al final no ha debido ser nada grave, unos puntos en la mandíbula y listo). En todo caso, pese a los km iniciales con varias cuestas, invariablemente llegamos al atasco de todos los años ;-D 
Es una zona de camino bastante trialero y estrecho, cuesta arriba, y donde a la mínima que uno pone el pie a tierra, obliga a parar a todos los de atrás. Pero bueno, dado el desarrollo que llevaba, casi casi estaba feliz de ir empujando la bici... como el resto de la gente, jajajaja ;-)

Pasado ese tramo, el camino ya se ensancha y podemos disfrutar del día y del paisaje. Vamos en el furgón de cola, pero mejor que otros que van ya petados a falta de dos tercios de la prueba! Yo sigo disfrutando de la voodoo, y de vez en cuando me adelanto para sacar fotos ;-)

En una de estas Juan Antonio tarda en venir... porque se le había abierto la bolsa del sillín y había desparramado las herramientas, parches y demás por todo el monte. Jo que día!! ;-D

Seguimos poco a poco ascendiendo hacia Guadalupe. El terreno se hace más arenoso y puedo ver que las ruedas de 29 van mucho mejor es este suelo.

En Guadalupe paramos en el avituallamiento a comer el clásico choricillo (cuyo recuerdo volvería periódicamente a nuestra boca a lo largo de la marcha, jejejeje). 
Aunque este año, siguiendo la consigna de from lost to the river, lo regamos con un buen vinatxo, como está mandado!
Con la tripilla ya llena, seguimos subiendo (esta vez en dirección a Lezo) y disfrutando de la pasada de vistas que había hoy:
En esa zona el camino está muy muy roto y echo de menos las suspensiones por primera vez en el día. Además las manos me duelen bastante (creo que lo suyo será poner doble capa de cinta). Para seguir con su día "me ha mirado un tuerto", a Juanan se le afloja primero el manillar y algún km más adelante el sillín! definitivamente, la bici que le han dejado es una autentica KK :-(. Además entre una cosa y otra nos ha adelantado bastante gente, aunque aún nos queda el consuelo de no ir los últimos, jejeje. Después de una subida imposible pasamos a la otra vertiente de Jaizkibel por la zona del merendero. El paisaje, una vez más, increíble:

Aquí nos toca una bonita zona de sendero de bajada bastante técnico, donde disfruto con la voodoo mucho más de lo esperado. Definitivamente la bici es muy ágil, digan lo que digan de otras 29ers. Eso si, empiezo a tener un poco de holgura en la dirección aunque prefiero tirar así hasta meta. Finalmente llegamos prácticamente al cruce donde empieza el puerto de Jaizkibel... para encontrarnos con la bonita sorpresa de que había que subir de nuevo un tramos por carretera. A Igor y Juan, que a estas alturas ya van un poco más tocados no les hace mucha ilusión pero ya llegados a este punto... Eso si, má de uno y más de dos atajan ya hacia el pueblo ¿¿??. Yo pongo mi ritmo con la singlespeed, adelantando a mucha peña en la subida (aunque luego me pasaran arriba mientras esperaba a estos). Finalmente abordamos la bajada final al pueblo... en última posición!! se ve que entre abandonos y rajados, nos hemos quedado atrás del todo, jejejeje. 

La bajada es muy divertida pero llevar las motos detrás la verdad es que raya un poco. Menos mal que se hace justicia y encontramos dos tíos con una avería y las motos se quedan con ellos (ya no somos los últimos!! YUHHUUUUU!!! ;-).

Así que con esa sensación de euforia entramos en el pueblo, no sin que antes Juan redondeara su día perdiendo el bidón en la bajada, jajajajajaja! Y para rematar la jornada.. que mejor que una buena comilona para contar la batallitas!
En resumen: una gozada de día (lástima de los miles de problemas mecánicos, pero nos hemos echado unas risas también). La voodoo me ha encantado y he disfrutado como un enano con el singlespeed, sin sentirme limitado en ningún momento. Me queda la duda de cómo hubiera andado de ir sólo, dándole caña. Pero bueno, no era el objetivo del día y... ya lo probaré más pronto que tarde ;-)

Las ruedas de 29 muy bien también. Mejor comportamiento en terrenos sueltos y el mismo que unas de 26 en zonas ratoneras. De todos modos hay que testarlo con más calma, aunque he acabado el día pensando si el estándar de 26" es el mejor para una BTT (al menos de mi talla). El sillín Brooks finalmente no ha resultado ser tan roca como parecía y promete mucha comodidad en cuanto se amolde a mi culo. El manillar H bar otra gozada. La postura es muy natural, aunque creo que mejorará con algo más de acolchado en los puños.

Mañana lunes :-(. A ver si puedo correr sin problemas en la rodilla...

10 comentarios:

triaitor dijo...

Ponle cinta de gel debajo que seguro que lo notas

Alejandro dijo...

Al final habeis disfrutado que es lo que importa!!!!

Alberto dijo...

no, si lo malo es que ya llevo gel bajo la cinta (no soy tan masoca como para ir a lo bruto sólo con cinta). Pero aún y todo...

No sé, igual es un problema de falta de costumbre a no llevar suspensión.

Anónimo dijo...

Encantado de coincidir de nuevo, la bici esta muy guapa en directo, sobre todo la transmisión. "tan limpia". Con tantas piedras en la martxa yo no me atreveria a salir sin suspension.
Sobre la martxa muy buen tiempo y los senderitos sean disfrutado mucho.
Si quieres ponerla a prueba la Voodoo otra vez, puedes hacelo aqui Aiako-Harria- I BTT
http://www.girizia.org/Aiako-Harria-BTT-Maratoia/aiako-harria-btt-maratoia.htm

Saludos
Morghan

Neuro dijo...

Que cabron!!! Te ha quedado preciosa, aunque no encaje en mi filosofia,jejejeje.
A ver coincidimos en alguna rutilla y la veo en directo(He oido unos cañones del ebro???)
Ale, a disfrutarla.
Saluditos

Alberto dijo...

A ver si nos vemos en otra Morghan. Eso si, la de peñas de aia la veo complicada porque lo más seguro es que ese finde vaya a una KDD de singlespeed precisamente ;-)

Luis! A ver si nos vemos en alguna (bueno, como tarde para la Behobia). Cañones del Ebro? hummm... puente de diciembre? ;-)

Dani dijo...

Aupa Alberto.
Q moral macho yo el año pasado acabé reventado con cambios así q como para hacerla sin ellos. Te iba a comentar precisamente lo de la marcha de Peñas, pero veo q se me han adelantado. Es posible qme anime yo. Eso del Ebro tampoco suena mal, habrá q estar atento.

Alberto dijo...

Te tendré informado por si te animas. La ruta es por el norte de Burgos. Son unos 40km de sendero revirado muy muy divertido, junto al río y luego una subida por pista para bajar por una trialera del copón ;-)

Ah! y para acabar: churrasco con chimi-churri ;-)

juambri dijo...

En Chueca se ven más machotes
Que no que Juanan y tú teneis una pinta
Me quedan dos horas para volar pa Tokyo¡¡¡Qué nervios!!!!

Alberto dijo...

Envidia envidia!! a ver si cuando vuelvas vamos a Leizaran (con alubiada luego, claro ;-)